Menu
RSS

Don Lorenzo Pepe “La política del Peronismo esta escondida”

  • Escrito por 
Don Lorenzo Pepe “La política del Peronismo esta escondida”
El pasado 17 de octubre tuvimos la oportunidad de entrevistar en nuestro programa de AM 1250 Estirpe Nacional, nada menos que a un histórico del Peronismo: don Lorenzo Pepe.
Una enorme trayectoria militante, muy conocida y que luego de haber ocupado numerosos cargos en el sindicalismo (ferroviario de alma), fue elegido cuatro veces Diputado Nacional y titular del Partido Justicialista de Tres de Febrero, (su pago), entre otros tantos.
Hasta que desde el año 2003, fue designado Miembro de la Comisión Permanente Nacional de Homenaje al Tte. Gral. Juan Domingo Perón y Secretario General del Instituto Nacional Juan Domingo Perón de Estudios e Investigaciones Históricas, Sociales y Políticas por el Presidente de la Nación, Dr. Eduardo A. Duhalde por cuatro años. En el año 2007, el Presidente de la Nación Néstor C. Kirchner, renovó su mandato hasta la actualidad.
 
“SOMOS PARTE DE LA HISTORIA DE ESTA REPÚBLICA” 
¿Cree que el movimiento obrero puede ser el gran protagonista del movimiento para volver a recuperar todo lo que nos han robado?
--Tiene la obligación de hacerlo. No sé si los compañeros lo creen. Yo digo que la historia empuja…a ver, ¿por qué seguimos existiendo nosotros? ¿Después de tanta represión por qué están estos tipos todavía jodiéndoles a los que nos quieren y a los que no nos quieren? Porque nosotros somos parte de la historia de esta República. Somos indisolubles, estamos unidos al porvenir histórico de los argentinos, les guste o no a los no peronistas, contesta con su voz tonante de siempre.
“Podrán inventar Cambiemos, Prosismo, Lilismo…todos los motes que quieran, pero el Peronismo va a estar ahí siempre y los trabajadores tienen fundamental importancia en esta patriada y de hecho, las últimas grandes gestas que se han hecho con centenares de miles de ciudadanos en la calle fueron producto de la iniciativa de los trabajadores. 
 
“LA POLÍTICA DEL PERONISMO ESTÁ ESCONDIDA” 
La política está escondida”, prosigue. “O militan a medias en un lado y a medias en el otro. Y esto no le hace nada bien a nuestro movimiento y lo que es aún peor confunde a mucha gente”, afirma.
--¿Eso puede tener perfil de traición a la doctrina?
--Yo no hablo de traición. Los motes se los va a colocar la gente en el momento oportuno como siempre ha ocurrido. En el momento que sea necesario van a aparecer los nombres y apellidos de los que le dieron la espalda al movimiento nacional por antonomasia como es el Peronismo. Acá, somos todos nacionales. Todo el mundo quiere a este país. Ahora, nosotros lo queremos más que todos ellos juntos y lo hemos demostrado. A mí no me molesta que me digan peyorativamente ‘es un patriotero’. Yo estoy muy orgulloso de haber nacido en esta tierra.
--Es mejor ser patriotero y no cipayo, Lorenzo…
--Claro. La pucha. ¡Y qué diferencia, enorme! Está muy bien la disquisición, es válida. Es más golpeador decir cipayo a un tipo o traidor a la patria a quien atente contra los intereses de nuestra nación, ¿no?
 
 
“SIN CRISTINA NO GANAMOS”
--¿Una figura como Cristina Fernández puede ser hacia donde se dirige el movimiento popular argentino?
--Mire, está bajo discusión todo eso. Usted lo sabe igual que yo porque es un hombre informado y porque es su trabajo. Pero Cristina, yo soy de los que creen que sin Cristina no ganamos y con Cristina corremos riesgo de perder. El tema es que tiene un 35 % propio, lo maneja ella y es el grupo, ahora le dicen duro, que le responde. Pero hay otro grupo interno del Peronismo, que tiene disensos con ella. El tema creo que queda, les guste o no, ir a las PASO. Hay que hacer una interna y juramentarnos a cumplir acabadamente lo que nuestros compañeros por mayoría dispongan. A cumplirlo, nada después de ir a buscar dimes y diretes, ¿no?
 “El que salga o la que salga, será el candidato de todos. Es la única forma de derrotar a esto que se ha instalado y que ya hablan de reelección cuando realmente no ha habido una sola actitud que tendiese a mejorar en parte en algo esta realidad”, reflexiona.
“A los jubilados les sacaron hasta el sustento de sus jubilaciones. Han usado el dinero del fondo de sustentación del sistema jubilatorio para hacer inversiones vía estatal, no por el interés del ANSES sino del interés de los grupos económicos y financieros. Y eso es muy grave” agrega.
 
EL INSTITUTO NACIONAL JUAN DOMINGO PERÓN
--¿Cómo está funcionando, Lorenzo?
--El instituto sigue siendo visitado porque en el lugar donde estaba el café literario, que hubo que levantar por ausencia de presupuesto. No hemos encontrado por supuesto ninguna simpatía por mantenernos funcionando con el café literario, con un Perón sentado en una mesa y su café en la mano y era un lugar de atracción importante y de reunión.
“Pero inventamos: elaboramos rápidamente un paseo histórico que se llama la vida del prócer del siglo XX, y que no lo busquen afuera. Para nosotros el prócer del siglo XX, junto con los grandes de la Patria, es Juan Perón y sin dudas estará acompañado cuando la historia se escriba de nuevo, y si fuera posible revisionada para darle lugar a los federales que fueron masacrados en el siglo XIX y desaparecidos de la historia mitrista.
“Cuando uno mira el recorrido de la vida, se debe hacer su propio balance y  yo digo que fue positivo porque me permitió, en cargos públicos electos por la voluntad popular, realizar cosas que de otra manera nunca podría haber concretado, como por ejemplo, la Universidad Nacional de Tres de Febrero, un proyecto de ley de nuestra autoría, acompañado por el resto de los colegas y de los compañeros.
 
“PERÓN ERA UN GRAN FATALISTA”
Y entra de lleno en el recuerdo: “Perón, que era un gran fatalista creía mucho en el destino, `Nadie escapa a su destino´ repetía muchas veces en las charlas personales que también la Providencia me permitió tener con el General en el exilio y que me hicieron crecer mucho. Yo era muy joven, no había llegado a los 33 años y Perón ya tenía 70 y me trató con un sentido paternal, o sea, no era solamente un militante juvenil sino que él había encontrado un pibe hombre joven todavía, y me llenó de sabiduría. No la que yo manejo hoy porque no pude retener todo, pero sí que me explicó cómo estábamos encajados los argentinos en el mundo”. 
“Me puso en claro la tercera posición en el mundo. La gente, cree que es todo igual y no es así. “La Tercera Posición somos nosotros, Charles de Gaulle, Mao Tse-Tung, el Mariscal Tito, yo y Fidel Castro”, decía Perón.
--¿Él era en verdad un fatalista?
--Lo era y creía en el destino. A mí me quedó muy grabado porque me trasladó ese sentido de la vida. Él decía ‘si van a pasar las cosas van a pasar’, con la voz arenosa que lo caracterizaba. La gente se pregunta ¿por qué a mí? y no se sabe por qué. Alguien intervino para que pasara.
--Perón decía en el exilio: “si nosotros fuimos malos los que vinieron después fueron peores”, Lorenzo…
--Claro, ésa era la forma de tomar en chanza a los opositores, a los que no nos querían y a los que aún siguen todavía fomentando bronca contra un movimiento popular por antonomasia. Porque si hay realmente olor a pueblo, a transpiración y trabajo, a pala y zapa, es en nuestra gente. 
“Nuestra gente es la que está ahí y es la más castigada por este Gobierno que ha sido una catástrofe. Lo que le ha ocurrido a Argentina estaba fuera de todo cálculo. Nadie, ni los analistas políticos habían previsto que podría haber derivado en tamaña rotura del tejido social de los argentinos, que le va a costar muchísimo tiempo y trabajo a quienes nos hagamos cargo. No yo, pero serán mis compañeros, en el 2019”, apunta.
“Estoy tan seguro de eso, de que por ahí va a pasar la nueva realidad política que hasta les tengo cierta...no conmiseración, pero sí consideración porque van a tener que trabajar mucho y duro para reponer lo antes posible tanto zafarrancho hecho sobre todo de los derechos sociales que inclusive estaban inscriptos en la Constitución Nacional del año 49. El derecho del trabajo con la Ley de Asociaciones Profesionales, el derecho de la ancianidad, el de los niños, o sea, tenían las cuestiones básicas de las sociedades protegidas por la Carta Máxima”, reflexiona. 
--Muchos hombres de la Resistencia salieron de La Matanza, Lorenzo…
--Es cierto. Pero vengo desde Federico Russo, querido amigo. Con ese hombre hicimos en el 82 el primer acto, cuando Lanusse abre la mano y deja que comience a movilizarse el Gran Acuerdo Nacional, el que le salió el tiro por la culata. Ahí aprovechamos nosotros para empezar a movilizar e hicimos sobre la zona de Villa Celina, ahí hicimos un acto con Federico y lo tengo tan patente. Ya era un hombre mayor y yo un tipo de 40 años.
Y se despide de la charla radial, mandando un saludo y abrazo a “todos los compañeros de La Matanza y en especial a mis amigos Verónica Magario y Fernando Espinoza”. Lorenzo Pepe, genio y figura.
 
PEDRO ARTAZA
 

volver arriba